Cena ligera en días de poca actividad física

En este caso, os presento una cena en la que reducimos considerablemente los hidratos de carbono, puesto que no ha habido un desgaste grande. Normalmente, si al día siguiente si tengo un entreno exigente por la tarde, cargo los hidratos en desayuno y almuerzo a lo largo de ese día.

De todas formas, lo que si hago es mantener una buena “densidad nutricional” es decir, intento que haya una buena base de proteínas, grasas saludables, y una cantidad importante de vegetales distintos.

El primer plato se compone de un curry de pollo y verduras (brócoli, cebolla y zanahoria) con leche de coco

El segundo se compone de una ensalada verde con aguacate, tomate cherry, frutos secos, y semillas de sésamo

Recuerda que tan importante es el entrenamiento, como la alimentación.

¡Que nada pare tu rendimiento!

Un Comentario

  1. Pedro Lara

    Javier, elijo esta receta , como podría haber elegido otra, que además de lo rica que tiene que estar, y las ganas que dan de ir al súper y entrar en La Cocina, te animo a que continúes con estos grandes consejos, que a los que nos gusta cuidarnos y tener un buen rendimiento en el entreno, nos motiva más si cabe a llevar una vida sana, y como bien dices, entreno invisible, una parte muy importante para la consecución de nuestros objetivos.

    Muchas gracias por tu dedicación y un abrazo.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Son obligatorios los campos marcados con *

Debes usar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>